Embajador de la Unión Europa critica familias impidan libre competencia - Polo Digital 10

viernes, 26 de febrero de 2016

Embajador de la Unión Europa critica familias impidan libre competencia

Santo Domingo. El embajador de la Delegación de la Unión Europea, Alberto Navarro, criticó ayer a las grandes familias locales que impiden que haya más competencia comercial en el país y dijo que espera que un día entiendan la importancia del tema.“Yo hablo, por ejemplo, de la familia Vicini”, dijo Navarro, aplaudido durante varios segundos por el amplio auditorio que acudió ayer al II Foro Nacional de Competencia, efectuado en el segundo piso del hotel Embassy Suite, ubicado en la avenida Tiradentes del Distrito Nacional.

Aseguró que en la práctica tener una libre competencia significa que no se puedan crear cárteles, es decir, que no se puedan fijar precios, ni repartirse los mercados y que no se pueda abusar de una posición dominante. 


“La posición dominante en sí no es negativa, lo que es negativo es que use esa posición dominante para sacar a otros competidores del mercado y para conseguir otros fines que no se justifiquen”, apuntó Navarro, ante el asombro de muchos de los empresarios que lo escucharon cuando mencionó el apellido Vicini.

Advirtió que para que una política de competencia sea específica no es suficiente con hacer solo señales, jornadas de capacitación y charlas, sino que hay que pasar a la práctica. “Para que una política de competencia funcione lamentablemente muchas veces hace falta que se impongan sanciones”, apuntó.

Navarro no fue el primero en exponer en el foro de ayer, pero sus palabras generaron tanto interés como si lo hubiera sido. “Wow, mencionó el nombre de esos poderosos”, se oyó susurrar a un funcionario público, cuando el diplomático subió el tono en su ponencia.

“Cuando queremos consolidar la democracia y avanzar en la institucionalización y el régimen democrático, el soberano es el consumidor”, planteó el funcionario de la Unión Europea, aprovechando cada segundo de los minutos que les correspondían. Criticó que las naciones en vías de desarrollo, “mientras más pobre es el país menos atención se le presta al consumidor y más bien se apoya a los productores y a los empresarios”.

Antes que Navarro expusiera, lo hizo Edith Ramírez, presidenta de la Comisión Federal de Comercio de los Estados Unidos (FTC). “En un mundo ideal, los gobiernos simplemente dejarían que las firmas compitan y desarrollen sus propias rutas de prosperidad, y las compañías deberían competir basados solamente en los méritos y no involucrarse en conducta anticompetitiva”, sostuvo Ramírez. “Pero no es el mundo en que vivimos”, agregó enseguida.

Desde su punto de vista, se necesitan normas que permitan un juego justo y aseguren que las firmas no se envuelvan en conductas que interfieran con la competencia. “Necesitamos que las autoridades de competencia hagan cumplir sus reglas”, dijo.

Con claridad

Edith Ramírez aseguró que la ley y política de competencia debe importar, porque eso lleva a precios más bajos, mayor calidad y mejor servicio para los consumidores.

“En un mundo perfecto, cuando las firmas compiten para vender sus productos, los precios descienden y las opciones se incrementan. Pero no vivimos en un mundo perfecto y a veces, las firmas, actuando solas o conjuntamente con otras, tratan de evitar que la competencia eche raíces, con la esperanza de que mantendrán artificialmente altos los precios y las ganancias”, expuso.
Ramírez fue juramentada en la FTC en 2013.


El público escuchó las experiencias de expertos
Además de la Edith Ramírez, Alberto Navarro y Michel Cohen, presidenta de la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia, en el evento (incluido un panel) participaron Mario Umaña, especialista en Comercio y Competencia del Banco Interamericano de Desarrollo; Jesús Ignacio Navarro, comisionado de la Comisión Federal de Competencia de México; Vinicio Mella, viceministro de Desarrollo Industrial (del Ministerio de Industria y Comercio) y Juan Ariel Jiménez, viceministro de la Presidencia de la República.

Cohen citó el derecho económico de competir
Michel Cohen, en su discurso de ayer, dijo que “a pesar de que hablamos de un tema poco conocido y aparentemente antipático, la competencia es un mecanismo útil, eficaz y valiosísimo porque minimiza las acciones dañinas a la economía ocasionadas por eventuales abusos de poder de aquellos que comenten actos ilícitos a través de prácticas anti competitivas y colusorias que van en detrimento de los bolsillos de los ciudadanos y del bienestar de la sociedad”. La “Semana de la Competencia”, inició el 23 y concluye hoy día 26.

No hay comentarios:

Publicar un comentario